25 jul. 2012

Una vez más, pero al final...

El corazón late rápido, colores y promesas, cómo ser valiente sin una armadura enfrente, cómo puedo amar cuando tengo miedo a caer sin creer en ello, pero viendo que estas solo aparecen todas mis dudas, pero de repente desaparecen de alguna manera y un paso más cerca estoy..., pero mis ojos están tan cansados, deberían dormir, pero no lo harán, no me dejarán, preferiría por mucho imaginarlo a no vivir en absoluto, esa es la única manera que yo pueda crecer ese secreto a salvo detrás de una sonrisa bonita, pero aguarda un segundo que el mundo se va en absoluto y aquí estoy una vez más como lo prometimos en aquel lugar, pero prefiero imaginarme que aguantarte, a lo largo creí que te entendería, pero ni idea tengo de lo que querías.


                   Promesas no cumplidas por cabezas distraídas

No hay comentarios:

Publicar un comentario